Destino Cruceros a Turquía

Destino Cruceros a Turquía Destino Cruceros a Turquía Destino Cruceros a Turquía Destino Cruceros a Turquía Destino Cruceros a Turquía Destino Cruceros a Turquía Destino Cruceros a Turquía Destino Cruceros a Turquía Destino Cruceros a Turquía Destino Cruceros a Turquía

La llamada Riviera Turca es uno de los destinos ideales para un crucero en yate por el Mediterráneo.

Antaño refugio de piratas la costa aparece plagada de cuevas, calas, islas, isletas a orillas de montañas abruptas, cerradas y muy boscosas, que se precipitan literalmente hacia un mar de aguas límpidas en tonos azules verdosos que hacen honor a ese nombre bien conocido en todo el mundo como de "aguas turquesas".

La costa egea turca conserva algunos de los monumentos greco romanos mejor conservados del mundo, incluyendo a los de Grecia e Italia. Solamente recordar ciudades como Troya, Efeso, Pergamo, Esmirna, Mileto o los antiguos reinos de Frigia, Caria, Cilicia, Licia o la antigua Jonia son suficientes para evocar el enorme legado histórico y cultural de estas tierras.

Hasta los años sesenta la costa egea turca era uno de los últimos paraísos supervivientes del Mediterráneo donde aves, focas, tortugas y una increible fauna submarina convivía en armonía con los pocos pescdores de la zona.

Fue aquí donde nació la goleta o gulet de los pescadores como una embarcación tradicional ágil, esbelta y extremadamente veloz y maniobrable para la pesca hasta que fue "descubierta" por los primeros turistas occidentales con fines vacacionales para el denominado Crucero Azul o Blue Cruise que rápidamente se popularizó en Europa.

Intelectuales, artistas y jet setters se quedaron fascinados por las aguas turquesas, los fondeos paradisíacos y los restos de civilizaciones milenarias; pero pronto estos tesoros fueron conocidos por el gran público.

Las goletas turcas actuales retienen sus cualidades artesanales y siguen dotadas de una de línea esbelta y un corte elegante y romántico; pero habiendo abandonado la pesca hace mucho tiempo, son ahora embarcaciones de lujo, llenas de comodidades para disfrutar de una navegación de placer y con todos los equipamientos imaginables.

Esta costa espectacular, que recorre los antiguos reinos de Lycia, Caria, Cilicia y Jonia, es de naturaleza salvaje y prácticamente en su mayor parte inaccesible desde tierra.

Aunque nuestras rutas tocan puertos y escalas muy atractivos el recorrido de este crucero invita sobre todo al fondeo en calas solitarias donde la quietud y el silencio son casi absolutos, tan solo acompañado por el continuo rumor de las cigarras en los vecinos pinos.

Uno de los alicientes mayores del crucero es la visita al delta del río Dalyan, un maravilloso conjunto pantanoso de arenales, marismas y juncales, más propios de una selva africana que de un paisaje mediterráneo. Río arriba se visita las ruinas fascinantes de la ciudad de Kaunos con sus tumbas reales excavadas en los acantilados de la orilla, uno de los monumentos más impresionantes de esta costa.

Otras ciudades orientales que visitarás en este crucero son Göcek, Fethiye y su pintoresco bazar donde se vende de todo, y las ciudades de Bodrum y Marmaris donde se mezclan modernas instalaciones turísticas con el sabor oriental e importantes restos arqueológicos.

La temporada de Turquía va de mayo a octubre. Los puertos de embarque son Marmaris o Bodrum.

Altamar Yates